Posicionamiento digital

La web es internet y ninguna empresa puede estar ajena a ella, cómo nos comunicamos es más importante incluso que el producto que ofrecemos y no estar en la vitrina más grande del mundo, es no existir.

Cualquier persona con acceso a internet, desde cualquier lugar del mundo, puede acceder a nuestro sitio web, sin importar el día o la hora, esa universalidad es la diferencia entre existir y pasar desapercibido. En la era digital, quien no se comunica no existe.

La manera de relacionarse entre el cliente y la empresa se ha modificado, así como la velocidad en que se producen estos procesos. Ahora los negocios son globales y no hay barreras para que estos se lleven a cabo eficientemente.

El comportamiento del consumidor ha cambiado, antes de comprar un producto las personas se informan y esto lo hacen a través de la web. No tener presencia en ésta, es perder participación de mercado. Una empresa sin un sitio en internet no solo se ve poco profesional, sino que también poco confiable y la confianza es fundamental para cualquier negocio.